REINA DE EGIPTO

Mika Mellark

Incienso, mirra y pettigrain son los aceites esenciales de la nueva gama de Alquimia


Seleccionada por los Maestros perfumistas, con los aceites esenciales que componen la Gama Reina de Egipto, consiguen transformar la piel, el cuerpo, la menta y el alma, porque sus propiedades actúan a nivel cosmético, terapéutico y emocional sobre la energía de los chakras.

Los aceites esenciales naturales se componen de moléculas vivas extraídas del alma de las plantas y al entrar en contacto con los chakras (centros energéticos que recorren todo el cuerpo) vibran para equilibrar la energía vital y las emociones, con una terapia energética natural, respetuosa que aporta equilibrio y bienestar.

La nueva gama es cicatrizante, reafirmante y antiedad.

Su aroma es dulce, cálido exótico y ligeramente balsámico.  Se obtiene por destilación de la resina del árbol Boswellia Carterii, que se encuentra en el Mediterráneo.

Desde la antigüedad, tanto en la India como en China y en las iglesias occidentales, se ha utilizado el incienso en los templos para purificar y en el Antiguo Egipto se empleaba para hacer mascarillas faciales con propiedades rejuvenecedoras, para cosméticos y perfumes gracias a su poder activador.

Se aconseja para la meditación porque conecta muy bien la mente y el cuerpo en una sola energía, a la vez que favorece la estabilidad emocional, dando fuerza, seguridad, coraje y ayuda a combatir los estados de ansiedad.

Además, tiene propiedades cosméticas ya que actúa como antiinflamatorio, anti-irritante, inmunoestimulante y astringente. Es ideal para las pieles maduras y envejecidas, porque aporta una acción regeneradora de la piel, tonificante, y rejuvenecedora. Suaviza la formación de arrugas o disminuye las ya existentes, especialmente las líneas y arrugas de expresión que empiezan a formar relieve. Por su acción astringente es un potente endurecedor de los tejidos cutáneos, reafirmando la piel y regulando las pieles grasas.

El aceite de mirra es cicatrizante, relajante y antibacteriano. Su aroma es resinoso, dulce y cálido lo que le convierte en una fragancia muy exótica.

Se obtiene por destilación del vapor de agua de la resina que exuda el árbol Commiphora Myrrha, que crece en toda la zona Mediterránea. La mirra es una sustancia resinosa y muy aromática y para conseguir la mirra hay que practicar una incisión en la corteza del árbol, de manera que la resina gomosa empieza a salir por el corte, con un color amarillo típico y cuando se seca adquiere formas irregulares, con un tono pardo-rojizo. Las zonas geográficas en donde crecen los árboles es en el noreste africano, la costa arábiga y la región de Anatolia en Turquía. Su valor es muy apreciado desde la antigüedad, porque era uno de los componentes para la elaboración de perfumes, ungüentos, medicinas y también se diluía en tinta para escribir en los papiros. La mirra se usaba en la antigüedad para embalsamar los cuerpos. Propiedades cosméticas: la mirra es astringente, un buen regenerador cutáneo, tonificante y previene del envejecimiento de la piel, actuando como un potente antiarrugas, porque mantiene los tejidos en equilibrio.

El aceite esencial de pettigrain es reequilibrante y antiinflamatorio. Su aroma es herbáceo-verde, con un toque ligero de nota amaderada. Se obtiene por destilación al vapor de agua de las hojas y las ramitas del árbol Citrus Aurantium, originario de Sudamérica. Se encuentra en Paraguay y Francia, a la vez que debe su nombre porque solía extraerse de las pequeñas naranjas verdes de la planta. El aceite posee una fragancia amaderada de naranja verde, muy preciada para elaborar colonias en perfumería. Además es muy relajante ya que favorece la concentración y la autoconfianza. Tiene funciones desodorantes, tonificantes, purificantes y détox, entre sus componentes se encuentra el Acetato de Linalilo y Linalol.

Entre sus propiedades cosméticas destaca que es un eficaz desodorante natural, tonificante cutáneo, con efecto détox de la piel y limpiador en profundidad.

También es sedante y por su fragancia y propiedades terapéuticas se vincula especialmente para los niños. Conecta con la energía de la infancia, estimula la actitud vital con entusiasmo, inocencia y descubrimiento, pero esencialmente es un conocido ansiolítico

Descubre su poder aromático, sus cosméticos y su ritual, y conviértete en la REINA DE EGIPTO.

Mar Barbero

Licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid y Titulada Superior en Danza Clásica y Danza Española por el Real Conservatorio, lleva más de 30 años en el mundo de la Comunicación.

Sin comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: